Título honorífico de Héroes del Trabajo para Machado Ventura, Ramiro Valdés y Guillermo García

La Habana, 24 feb.- El General de Ejército Raúl Castro Ruz, presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, elogió la trayectoria de los líderes guerrilleros y políticos, José Ramón Machado Ventura, Ramiro Valdés Menéndez y Guillermo García Frías, al entregarles el título honorífico de Héroe del Trabajo de la República de Cuba.

Justo debajo de la cúpula del restaurado Capitolio de La Habana, el presidente de la nación otorgó la alta distición luego de rememorar la obra de cada uno de los condecorados.

El jefe de Estado reseñó la trayectoria de las tres figuras vinculadas desde muy jóvenes a la lucha por la liberación nacional y resaltó ‘el derroche de valentía, entrega y nivel de compromiso en la permanente batalla por la independencia nacional’.

Durante su intervención el presidente recordó que un día como hoy se cumple el 123 aniversario del reinicio de la guerra por la independencia, convocada por el Héroe Nacional de Cuba, José Martí.

El dignatario destacó el papel desempeñado por Martí -fundador del Partido Revolucionario Cubano-, quien apeló en todo momento ‘a la unidad del pueblo, articulando las mejores tradiciones del pasado sin omitir a ninguno de los que estuvieron dispuestos al sacrificio y dar la vida por una causa superior’, destacó.

Ninguna ocasión -dijo el mandatario antillano- es mejor que esta para otorgar la mencionada condecoración como justo reconocimiento a la obra de una vida entera consagrada a la revolución.

De ellos -en referencia a Machado Ventura, Valdés y García que ya atesoran la honrosa condición de Héroes de la República de Cuba- se pueden hacer muchas anécdotas, comentó Raúl Castro.

Como características comunes de estos “tres mambises de nuestros tiempos” puedo citar su fidelidad a la revolución y al líder Fidel Castro, su consagración al trabajo, modestia y sencillez, que los hacen merecedores del reconocimiento y respeto de los cubanos, aseveró.

El estadista caribeño destacó la labor del Historiador de la Ciudad, Eusebio Leal y de todos aquellos que pusieron su empeño en la restauración del Capitolio, uno de los edificios más importantes del país.

En una breve conversación con la prensa presente en la ceremonia recordó el presidente cubano el estado en que se encontraba el inmueble y cómo fue salvado por los especialistas restauradores. Cubadebate